Tel:4332 22 02   Mail: accioncatolicacanelones@gmail.com

quienessomos2

 logoescudoLa Acción Católica es una Institución que, formada por laicos, está llamada a vivir de un modo particular la pertenencia a la Iglesia, asociándonos como comunidad de hermanos, como familia, para servir con fidelidad, y según nuestra propia condición, a:

 Incrementar la comunidad cristiana.

 Colaborar activamente en los Proyectos Pastorales del Obispo y del párroco.

 Animar con el Evangelio todos los ámbitos de la vida laical (estudio, trabajo, participación social, familia, amigos, etc.).                     

(Christifideles laici 31)

Por eso en ella los laicos…

 Nos asociamos libremente

 De modo organizado y estable

 Asumimos la conducción de nuestra Institución

 Bajo la guía de la Jerarquía

(Apostolicam Actuositatem 20)

La Acción Católica propone un camino, para acompañar la maduración de la vocación y la misión, a lo largo de toda la vida; formándonos como personas y como testigos de la fe en las distintas

etapas de crecimiento personal (infancia, adolescencia, adultez y vejez) y las diferentes situaciones y ámbitos donde desarrolla la vida laical (familia, trabajo, participación civil, cultura, estudio, recreación, ocupación, etc.).

 La Iglesia necesita un grupo de laicos que, fieles a su vocación y congregados en torno a los legítimos pastores, estén dispuestos a compartir, juntos con ellos, la labor diaria de la evangelización en todos los ambientes (Juan Pablo II, Asamblea ACI, 26.04.02).

Juntos a los pastores de la Iglesia -Obispos y sacerdotes- aprendemos a vivir en comunión y en disponibilidad el compromiso de ser “iglesia en el corazón del mundo y hombre de mundo en el corazón de la Iglesia” Por medio de una dinámica asociativa, flexible, pero orgánica, estamos dispuestos a asumir los distintos desafíos que presente cada comunidad concreta, a nivel parroquial, diocesana o nacional, a fin de dar respuesta a todas las realidades que necesitan de nuestra atención.

Nuestro espíritu está marcado por un profundo amor a Jesús y a la Iglesia, que nos impulsa a cooperar y participar activamente en la

pastoral orgánica, viviendo una espiritualidad de comunión con los organismos de la pastoral, con los diversos grupos, comunidades,

movimientos e instituciones eclesiales, proyectando este espíritu a las organizaciones interreligiosas y de la sociedad.

Dado nuestro sentido asociativo y comunitario, los militantes o miembros de la Acción Católica sabemos que formamos pare de una Institución que se gesta en la cercanía cordial y fraterna del ámbito parroquial, se hace expresión fecunda en el servicio a la Iglesia diocesana, en torno a su Obispo, y vive la “catolicidad”, en la gran familia de la Iglesia.

“La Iglesia necesita la Acción Católica, porque necesita laicos dispuestos a dedicar su existencia al apostolado y a entablar, sobre todo con la comunidad diocesana, un vínculo que deje una huella profunda en su vida y en su camino espiritual. Necesita laicos cuya experiencia manifieste, de manera concreta y diaria, la grandeza y la alegría de la vida cristiana; laicos que sepan ver en el bautismo la raíz de su dignidad, en la comunidad cristiana a su familia, con la cual han de compartir la fe, y en el pastor al padre que guía y sostiene el camino de los hermanos; laicos que no reduzcan la fe a un hecho privado, y no duden en llevar la levadura del Evangelio al enramado de las relaciones humanas y a las instituciones, al territorio y a los nuevos lugares de la globalización, para construir la civilizaciones del amor”.

                                                                 Juan Pablo II.